El proyecto

La ganadería extensiva es una práctica ancestral que es vital para el funcionamiento y la conservación de los ecosistemas ibéricos. El lobo es una especie clave en nuestro medio natural. Cumple un papel esencial, regulando las poblaciones de herbívoros silvestres. Por este motivo es indispensable e insustituible.
Nuestra naturaleza no puede prescindir de estas dos piezas: ganaderos y lobos. Esta película demostrará que la coexistencia entre ambos es posible, como así ha ocurrido durante siglos.
De la misma manera que una barbacana defiende al ganado, queremos que esta película sea una barbacana que proteja a los lobos y, sobre todo, a los ganaderos, los grandes olvidados de nuestro medio natural.
“Barbacana, la huella del lobo”, es más que una película, se trata de un proyecto educativo transmedia a través de medios digitales, impresos y audiovisuales, que pretende fomentar el mantenimiento de la ganadería extensiva y la conservación del lobo ibérico. Se trata de una iniciativa muy novedosa que aborda el conflicto entre los ganaderos y el lobo desde una perspectiva positiva.
La piedra angular es la película de cine de naturaleza “Barbacana, la huella del lobo”, que será estrenada en salas de cine el próximo otoño. Para la producción del filme Menor recorrió, durante un periodo de dos años, zonas loberas de las provincias de Pontevedra, Zamora, Palencia y León. Su intención fue conocer el “conflicto” in situ y recoger las soluciones que proponían los ganaderos. La película entreteje tres historias: la del propio equipo de rodaje, la de los ganaderos y la de una manada de lobos ibéricos.
El proyecto contará con un gran desarrollo en Internet donde, mediante distintas redes sociales, se dará difusión a una serie de contenidos audiovisuales que pretenden cambiar la imagen negativa del lobo, dar a conocer la importancia que tiene en el funcionamiento de nuestros ecosistemas y para el desarrollo de la propia ganadería extensiva, además de divulgar distintos métodos preventivos para defender al ganado frente al lobo. Estos contenidos serán ampliados en un blog sobre el cánido y la ganadería.
También se publicará un libro-film que verá la luz en otoño.
El proyecto se pone en marcha en un momento en el que es necesario adoptar medidas contundentes para resolver el “conflicto” entre lobos y ganaderos. Los ganaderos necesitan soluciones para evitar sufrir las pérdidas económicas que les puede suponer coexistir con el lobo. Asimismo, los últimos datos sobre las poblaciones de lobo evidencian la necesidad de cambiar el actual modelo de gestión del lobo por otro que garantice la conservación la variabilidad genética de la población ibérica y que permita la recuperación de la especie en aquellas comunidades donde está declarado en peligro de extinción (Extremadura, Castilla La Mancha y Andalucía)

ÚLTIMOS TWEETS